Yakuza: Kiwami Review

El remake del aclamado Yakuza para PlayStation 2 llega en 2017 bajo el nombre de Yakuza Kiwami, trayendo más que un simple retoque estético al clásico de acción. Sin embargo, ¿valdrá la pena esta nueva entrega dentro de la serie Yakuza?

Historia

En este juego seguiremos las desventuras de Kiryu Kazuma, un joven Yakuza fiel a su jefe Kazama, líder de la familia de Dojima. Si bien se trata de un mafioso japonés, Kiryu tiene un corazón blando a pesar de que su forma de actuar suele ser acompañada de puños y patadas.

Cuando el líder de una importante familia yakuza fija su mirada en la novia de Kiryu, ésta es secuestrada, por lo que su mejor amigo, Nishikiyama va al rescate. Al encontrarse con que este importante líder mafioso iba a violar a la chica, Nishiki en su desesperación dispara y asesina al jefe en el acto. Nuestro protagonista se encuentra con esta escena y le pide a su amigo que lo dejen a él y ambos escapen, para que así Kiryu sea juzgado por el asesinato y expulsado de la mafia por la alta traición supuestamente cometida. Luego de pasar 10 años en la cárcel todo ha cambiado afuera y los enredos entre las distintas familias yakuza dan inicio a esta historia.

El relato resulta bastante agradable, así como intenso emocionalmente. Está plagado de tensión, crudeza y brutalidad desde un inicio, así como misterio traición. Como es habitual en la saga, hay varios descansos humorísticos, para luego retomar esta historia que se desenvuelve en lo más oscuro de la mafia. En este aspecto el juego resulta impecable, con una narración digna de cualquier película importante.

Gráfica

El aspecto gráfico de Yakuza Kiwami es bastante impresionante, considerando que corre a 1080p y 60fps. No nos vamos a encontrar ante ningún elemento que lo haga ganar premios en este apartado, pero cumple bastante bien. El mayor problema es la inconsistencia gráfica, que de todas formas es mejor que en títulos pasados.

Con inconsistencia me refiero a que tenemos unos personajes muy pulidos, donde sus texturas nos permiten apreciar hasta los poros de su piel, mientras que personajes secundarios o elementos de decoración tienen una calidad bastante inferior. Se entiende que sea así, pero el contraste es demasiado. De todas formas, SEGA ha sabido disimular bien este defecto usando muchos planos con desenfoque.

Si no estás pendiente de ello, porque no sabías que la saga arrastra el problema desde hace un tiempo, lo único molesto a nivel gráfico es el popping que ocurre con algunos elementos en pantalla, que dan un gran salto en calidad cuando te acercas a ellos. Es tan repentino el cambio, que en determinados momentos es imposible dejaelo pasar.

Jugabilidad

En cuanto a jugabilidad estamos ante una entrega moderna de Yakuza que no presenta mayores cambios respecto a Yakuza 0, por ejemplo. Paseamos por Kamurocho, cumplimos misiones, golpeamos a quienes busquen pelea con nosotros y realizamos algunos de los muchos minijuegos disponibles.

No se nos presenta nada revolucionario para la saga, pero sí los mismos elementos ya conocidos están más pulidos y se pueden disfrutar de mejor forma, por lo que se disfruta mucho. Si golpear se vuelve muy tedioso, siempre se puede acceder a la gran variedad de minijuegos, que van desde carreras de autos en miniatura, cantar karaoke, visitar prostitutas o participar en lucha libre protagonizada por chicas vestidas de “insecto sexy”.

Innovación

Como un remake, la innovación no suele ser el aspecto principal o algo a lo que se le preste mayor atención, ya que se busca revivir una experiencia pasada, pero SEGA y el Yakuza Studio han apostado por agregar diversos detalles innecesarios, pero que enriquecen mucho la experiencia. Han puesto cuidado y cariño en un trabajo, más allá de hacer lo justo y necesario; eso siempre es bienvenido y aplaudido.

Se han alargado escenas de cinemáticas, agregado otras cuantas. El gameplay se actualizó para encajar mejor con las actuales generaciones y se modificaron/agregaron minijuegos para estar a la altura del proyecto.

Optimización

Yakuza Kiwami corre de maravillas en PlayStation 4, aunque tiene el problema de la inconstancia gráfica ya mencionada y de pequeñas caídas de frames casi imperceptibles.

Los tiempos de carga son nulos entre juego y combate e incluso al cambiar entre áreas. Si te encuentras ante una pantalla de carga, no la vas a ver por más de 7 segundos. Incluso los frames han sido bloqueados a 30 fps durante las cinemáticas para dejar este “efecto cine”, pero eso no impide que durante el juego los fps estén a unos 60 suficientemente estables.

El gran problema de fondo sigue siendo el popping de texturas y modelados que rara vez se nota, pero que saca de la inmersión que propone el título.

Sonido

En este aspecto no hay mucho que comentar. El sonido cumple, con algunas melodías genéricas, otras interesantes -o directamente buenas-, mientras que las actuaciones de los doblajistas japoneses resultan más que suficiente para realzar las emociones de los distintos momentos de la historia.

En fin, estamos ante una entrega sólida para los seguidores de la saga Yakuza o para quienes disfrutan de buenos relatos llenos de suspenso y de repartir golpes virtuales al más puro estilo de clásicos como Streets of Rage, Fighting ForceShenmue. Si estás considerando obtener el título y alguna de estas categorías te hace sentir identificado/identificada, no te decepcionarás en lo más mínimo.

  • Gráfica: 8
  • Historia: 10
  • Jugabilidad: 8
  • Innovación: 8
  • Optimización: 9
  • Sonido: 7

Lo Bueno

  • Historia llena de suspenso y acción
  • Toques de humor
  • Gameplay entretenido
  • Minijuegos para disfrutar

Lo Malo

  • Popping de texturas y algunos elementos en pantalla
  • Algo más corto que los otros títulos
8.3

Muy bueno

Loco y apasionado por muchas cosas distintas de la vida, entre ellas los videojuegos. Prefiero un buen RPG antes que algo sin mayor historia, pero igual juego de todo, en especial si es para retar a algunos amigos. Animalista y bastante animal al mismo tiempo. El notero catete de algunos videos de Primer Player.

¿Olvidó la contraseña?

Cargando...